Fatherhood Expert Meeting

05 Sep 2018

Resumen en español del artículo Elevating Fatherhood.

La paternidad está definitivamente en transición. Recientes cambios sociales, económicos y tecnológicos han modificado las actitudes y comportamientos de padres contemporáneos. Esta nueva situación ha generado una creciente atención académica, así como un nuevo interés político y mediático en el rol del padre. No obstante, parece que sólo estamos al inicio de una posible revolución que podría tener un impacto muy positivo en las familias, los hogares, el mercado de trabajo, y la sociedad en general. Para seguir avanzando en una reflexión profunda y un análisis empírico rico de los padres contemporáneos, el 25 y 26 de junio tuvo lugar en Harvard, una reunión de expertos en paternidad, con una aproximación multidisciplinar, liderado por Marc Grau-Grau y Hannah Riley Bowles. El evento fue financiado por Social Trends Institute, apoyado por el Centro Internacional Trabajo y Familia del IESE, y acogido por el Women and Public Policy Program de Harvard Kennedy School.

El principal objetivo del encuentro fue fomentar una discusión rica entre expertos de distintas disciplinas que pocas veces se cruzan, pero con un interés académico en común: los padres. Las tres grandes disciplinas presentes fueron: salud y bienestar, políticas públicas y organizaciones, y las principales preguntas a responder de forma interdisciplinar entre todos los participantes que guiaron la discusión fueron: ¿Cuál es el impacto de la involucración paterna en la salud de los hijos y de los propios padres? ¿Qué políticas sociales fomentan verdaderamente la involucración paterna? ¿Cuál es el rol de las organizaciones en fomentar una paternidad activa?

En la primera sección (salud y bienestar), cuatro reconocidos médicos con prestigiosas publicaciones, Dr. Michael Yogman, Dr. Craig Garfiel, Dr. Milton Kotelcheck y Dr. Raymond Levy, presentaron el impacto de la involucración paterna en la salud de los hijos y en los propios padres. Entre otros resultados, los expertos coincidían en que los padres son cruciales para el desarrollo cognitivo y social de los hijos, su habilidad académica, su lenguaje rico, y su estabilidad emocional. Un aspecto menos conocido y tratado, es el impacto de la involucración en la salud de los propios padres y en sus hábitos saludables. Entre los principales retos que surgieron de la discusión fueron involucrar al padre desde antes del nacimiento de los hijos, fomentar que el sistema de salud potencie la figura del padre, y reforzar la involucración paterna de los padres no-residentes.

En la segunda sección (políticas públicas), cinco prestigiosos académicos en el área de políticas sociales, Dr. Alison Kolsowski, Dr. Margaret O’Brien, Dr. Elin Kvande, Dr. Xiana Bueno, y Dr. Alexandra Macht, exploraron como las políticas familiares y sociales formuladas por los Estados, pueden incrementar la involucración paterna, y el número de padres que usan tales políticas. El grupo de expertos coincidió en afirmar que el uso de políticas familiares por parte de padres es mayor, cuando éstas están bien remuneradas, son individuales y no transferibles, y están culturalmente respaldadas. Otro punto en común entre los expertos fue expresar que el uso de bajas por parte de padres fortalece el vínculo y la relación con los hijos. Los retos más relevantes expresados en esta sección fueron la necesidad de incluir como elegibles padres que ahora no lo son (autónomos, sin trabajo estable, etc), y fortalecer una cultura que fomente el uso de políticas entre los padres.

Finalmente, en la tercera sección (organizaciones), cinco expertos acreditados en el ámbito de las organizaciones, Dr. Mireia las Heras, Dr. María José Bosch, Dr. Jamie Ladge, Dr. Sabrina Tanquerel, y Dr. Brad Harrington, analizaron el impacto de las organizaciones, y la cultura organizativa, en la implicación paterna. Una de las principales conclusiones fue que, a pesar del incremento de políticas de flexibilidad ofrecidas por las organizaciones, su uso es relativamente bajo, debido a una cultura organizativa poco sensible con la paternidad (y maternidad) que inhiben a los empleados a usar las propias políticas que sus organizaciones ofrecen. Los principales retos en este ámbito son fomentar organizaciones sensibles con una paternidad y maternidad activa, y reducir la distancia existente entre el acceso y uso de políticas de flexibilidad ofrecidas por organizaciones actuales.

En conclusión, los expertos enfatizaron la necesidad de seguir realizando más investigación en el campo pequeño, pero creciente, de la paternidad. A su vez, los participantes también agradecieron la discusión interdisciplinar, lamentablemente escasa, en el mundo académico, así como una atención especial en padres en contextos y situaciones poco examinadas hasta ahora. De la reunión saldrán dos importantes outputs, un libro académico con la contribución de cada experto publicado por una editorial de reconocido prestigio, y un informe con sugerencias y recomendaciones para responsables políticos, así como para líderes en el mundo empresarial, para seguir fortaleciendo la paternidad, y todos sus beneficios.